Bœuf bourguignon

Esta semana ha hecho mucho frío en Bogotá, y cuando hace frío los antojos de comfort food se apoderan de mi. Este tipo de comida (comfort food) es un concepto que no resulta muy fácil de definir, pues se refiere a alimentos que nos producen nostalgia cuando los comemos. Saudade dirían los brasileños, y si, eso es.

Lo que me gusta del comfort food es que es relativo para cada persona, porque aunque si hay algunas características comunes (comida caliente con muchos carbohidratos) todos hemos tenido experiencias diferentes que nos construyen un imaginario distinto a la hora de relacionar un plato con alguna emoción, así como las historias de Carreta de recetas. Estofados, cacerolas, sopas, horneados y pies, hacen parte de esas comidas acogedoras que nos hacen revivir el calor del hogar y añorar las recetas caseras.

Boeuf bourguignon - A punto de nieve

Todo esto era para explicar cómo me hace sentir el bœuf bourguignon, que aunque es una receta francesa que nunca había cocinado, su preparación dispendiosa, la cocción lenta y los sabores intensos me cautivaron. Solo me queda decir que espero poder volver a prepararla pronto, pero esta vez en una olla gigante que alcance para todo el que quiera venir.

 


Bœuf bourguignon


La receta de Julia Child con algunas adaptaciones debido a la cantidad de comensales y a su religión.

Tiempo de preparación:20 minutos
Tiempo total:3 horas

Ingredientes para 5 personas

  • 1 libra de carne de res cortada en cubos (la receta original se hace con buey)
  • 2 zanahorias cortadas en rodajas
  • 1 cebolla cabezona cortada en plumas
  • 2 cucharadas de harina
  • 2 tazas de vino tinto
  • 3 tazas de caldo de costilla
  • 3 cucharadas de pasta de tomate
  • 1 libra de champiñones blancos cortados en cuartos
  • 10 cebollitas ocañeras cortadas por la mitad
  • 2 hojas de laurel
  • 1 ramita de tomillo
  • Aceite
  • Sal y pimienta

Preparación

 

  1. Precaliente el horno a 200 °C. En una cacerola caliente dos o tres cucharadas de aceite selle los cubos de carne. Retírelos de la cacerola y resérvelos aparte.
  2. En la misma cacerola sofría la zanahoria y la cebolla hasta que se ablanden un poco y la cebolla esté transparente. Agregue la carne y la harina, revuelva y lleve al horno. Cinco minutos después revuelva nuevamente y deje en el horno por otros cinco minutos.
  3. Saque la cacerola del horno y llévela a la estufa sin encenderla. Sazone con sal y pimienta y agregue el vino, el caldo y la pasta de tomate.
  4. Aparte saltee los champiñones y las cebollitas ocañeras solo hasta que cambien un poco su color, pues su cocción terminará en la cacerola.
  5. Agregue los champiñones, las cebollitas y las hierbas y revuelva.
  6. Verifique el punto de sal y pimienta al gusto. Tape la cacerola y cocine a fuego medio durante dos horas. La idea es lograr un hervor suave y constante y revolver ocasionalmente con la ayuda de una cuchara de madera. Si el líquido se está reduciendo muy pronto deberá bajar el fuego y agregar un poco más de vino o de caldo.
  7. Al terminar la cocción retire las hojas de laurel y la ramita de tomillo.


¿Una recomendación para acompañar? Puré de papas o arroz blanco.